Índice

Psicointegración 01-12-10. Bipolaridad desde los engramas y los roles del ego.

Grupo Elron
Sección Psicointegración y Psicoauditación - Índice de la sección - Explicación y guía de lectura de la sección

 

Sesión del 01-12-2010

Bipolaridad desde los engramas y los roles del ego

Por Jorge Olguín

 

 

La bipolaridad es una inestabilidad cerebral que ocasiona en la persona cambios de conducta, pasando de la euforia a la depresión por la acción de un suceso externo. Pero esta inestabilidad es potenciada por los roles del ego y los estadíos engrámicos.

 

 

Sesión en MP3 (1.187 KB)

 

 

Fue un gran avance cuando en 1997 salió a la luz en engrama conceptual, cuando salió a la luz la mente reactiva impulsiva, cuyo centro estaba alojado en la amígdala cerebral. Pero fue un avance tan o más importante cuando en 2003 sale a la luz la mente reactiva depresiva.

 

Si bien la bipolaridad puede ser un mal funcionamiento del decodificador o red neuronal cerebral, donde están en un juego de poderes la amígdala -centro de la mente reactiva impulsiva y depresiva- y el córtex, centro de la mente analítica, bien puede inclinar la balanza a favor de uno u otro estado: estado de euforia, estado de alerta, estado depresivo, estado impulsivo. Los distintos engramas que nos condicionan de vidas pasadas. A su vez, esos engramas pueden, no digo que siempre lo estén, pero pueden estar condicionados por los roles del ego. A veces puede haber un engrama que nos condiciona, de manera que estemos depresivos en momentos de soledad y, a su vez, puede haber un rol del ego que nos ponga eufóricos porque se nos cruza en nuestra mente un proyecto que mueve nuestras endorfinas.

 

El estado de bipolaridad, desde el punto de vista de engramas y de roles del ego -no desde el punto de vista psiquiátrico-, es un estado de inestabilidad, es una caja de Pandora donde no sabes qué va a salir de adentro, qué conducta va a salir. Hay personas que están absolutamente eufóricas y por un disparador que puede ser una actitud, una palabra interpretada por la otra persona fuera de lugar hace que la persona se violente y que puede atacar verbal o físicamente -lo estoy exagerando-, personas que cambian de conducta de un momento a otro debido a esa bipolaridad y los roles del ego pueden empujar a que la persona manifieste de forma potenciada ese desnivel. Pensemos, también, que pueden coincidir los estadíos engrámicos y de roles de ego momentos donde un engrama te condiciona de manera que estés eufórico y haya un rol del ego eufórico y se potencian, momentos donde haya un engrama que te condicione para estar depresivo y haya un rol del ego depresivo. Es más posible esto último que lo primero. Muy rara vez -no digo nunca- muy rara vez un engrama te condiciona para estar eufórico. De haber un implante de esa magnitud es un implante fugaz porque, generalmente, los implantes se producen cuando la mente reactiva está abierta y la mente analítica está desactivada. Y, como generalmente lo que condiciona es el recuerdo de un dolor o de una emoción dolorosa, es casi imposible que el engrama traiga euforia.

 

Hay cientos de condicionamientos pero, en este caso, debido a que hablamos de la bipolaridad, me refiero a dos: al condicionamiento que te vuelques en depresión o en una actitud inestable que pueda traducirse en violencia -como dije antes-, verbal o física. Y al rato puedes estar nuevamente en estado de euforia.

 

Es importante reiterar que el problema principal es un disfuncionamiento del decodificador pero que tanto los engramas como los roles de ego pueden potenciar esa disfunción. Es muy raro que la provoquen, ya hay una base de mal funcionamiento del decodificador en general pero muy poca gente le presta atención a los condicionamientos, y esa misma poca gente es la que le presta nada de atención a los roles del ego porque la mayoría ignora cómo trabajan. Rotulan al ego en un solo estadío: en el estadío de la petulancia, de la pedantería... Generalmente quien se refiere a un ser egoico se refiere a un ser altanero, cuando ese es uno de los papeles que protagoniza.

 

La mente reactiva depresiva es mucho más potente de lo que la mayoría piensa y es una de las causas principales de que la bipolaridad se manifieste, reiterando que tiene que haber una base de disfunción cerebral anterior.

 

Más información

Rol de bipolaridad sutil